España

Día 15 ¿ Mi experiencia con Crohn me sirve para el confinamiento?

Como decía el otro día, por tener Crohn, he tenido que ver limitada mi libertad y mi capacidad para hacer una vida normal en varias ocasiones.

Momentos en los que me he tenido que quedar en casa, o he tenido que limitar mucho mis actividades por culpa de mi amigo Crohn.

No soy muy amigo de dar consejos, pero si puedo contar lo que a mí me ayudo en aquellos momentos y ahora puedo seguir aplicando.

No has de hacerte el fuerte, sino estás bien no estás bien, si tú cabeza te hace pasar malos momentos, reconócelo, pásalos y pon remedio desde la calma. No ocultes como te encuentras, no sirve más que para llevar tu solo situación.

Ponte un objetivo, sea cual sea, al nivel de lo que puedes conseguir, y haz todo lo que esté en tu mano para lograrlo.

Yo por ejemplo cuando estaba tan malo, jamas deje de llevar a mi hijo a la guardería e ir a buscarle, me costaba un esfuerzo tremendo hacerlo, pero la recompensa era mayor.

Ese objetivo, distraía mi cabeza, me ayudaba a levantarme cada día y ver que tenía algo que hacer, era útil. Y además compartía con él esos momentos que eran solo de los dos.

Fíjate una rutina la que sea, y llévala a cabo. No te dejes vencer por la pereza. Levántate, arréglate, cámbiate, y lleva a cabo tu día a día, el que sea. Pero no te pares.

Tienes derecho a estar enfadado, frustrado, triste, impotente, permítete sentirte mal. No todo es maravilloso y menos en momentos como este, no tienes porque estar bien todo el tiempo, no seas duro y exigente contigo, ten indulgencia contigo mismo, no seas demasiado duro.

Y sobre todo no caigas en la autocompasión, es normal estar mal, pero tienes que mantener la esperanza, no quejarte, intentar ver el final del túnel, y hacer todo lo posible por llegar allí. De nada vale quedarte parado dando pena, y quejándote, porque así jamás llegarás a salir del túnel.

De a dar cada día un paso, porque porque por muy pequeño que sea, te deja una poco más cerca de meta.

Así que ahora también hemos de poder con esto, porque cada día que pasa, es un día más cerca de llegar a la normalidad, no un día más de confinamiento.

Siempre un paso hacia adelante, siempre, por muy pequeño que sea.

Estándar