España

Hoy tocó visita al cirujano.

La última visita al cirujano había sido el 18 de Junio, ese día me dio permiso para quitarme la faja, y lo más importante para empezar a hacer deporte.

Hoy 5 meses después, volvía a visitar al cirujano. Con 24 kilos más desde que operé, me presenté en la consulta.

Mi doctor me mando quitarme la camiseta para explorar mi cicatriz en la tripa, y cuándo me vio le cambio la cara, y me dijo algo así como, ” pero si estás fuerte”, reconozco que para mi ego fue muy positiva esta expresión, consiguió sacarme una sonrisa.

Después me miró la tripa y me dio el alta, porque todo va bien. 

Nunca jamás le estaré lo bastante agradecido al Dr Alcoba, no se me olvidará cuando el 31 de marzo entró en mi box de urgencia, vestido de verde, y me explico mi situación tal cual era. La situación era muy mala, pero su forma de hablar conmigo, hizo que entrase en el quirófano absolutamente tranquilo.

El resultado está ahí, no solo me salvó la vida, sino que me devolvió la calidad de vida. Así que la mejor forma de agradecerle su gran trabajo es disfrutar de la vida que me ha regalado.

Por eso según salí de allí, me fui al gimnasio, y después de una hora allí, corrí 7,77 km, a un ritmo súper secreto.

Pues tengo la obligación de cuidarme, y que cuando el Doctor me vea, pueda estar orgulloso de su trabajo.

Gracias Doctor.

Anuncios
Estándar