Fútbol

65,1 Un año.


Se cumple un año del inicio de este brote, sigo estando mal, pero voy mejorando, hemos gastado balas pero sigo en la lucha, así que al bichito cada vez le queda menos para dejarme en paz, mejor dicho para estar controlado.

Y en un año uno hace balance de cosas buenas y malas, porque hasta con estas circunstancias hay muchas cosas buenas.

Las malas hay que dejarlas lejos, quitarlas de tu vida, es lo que me ha tocado con el Cd Ejido y el fútbol, fuera de mi vida. Nadie en ese entorno o mejor dicho casi nadie, quiso entender lo que me pasaba, es un entorno que no quiero en mi vida y por lo tanto, no quiero saber nada. 

A partir de ahora disfrutare del fútbol, desde lejos, como mucho escribiré algo, nada más. Quizá tendría que haberlo hecho antes. 

Los errores en mi comportamiento hacia la enfermedad, apuntad bien, y que os quede grabado, NO HAY QUE AGUANTAR, cuando uno empieza a estar mal, tienen que ir rápido a ver a su médico. Lo contrario es contraproducente y solo retrasa y dificulta la recuperación. Y yo fui muy burro, palabra que no lo hago más. 

Ahhhh y tengo que sonreír más, este como este no es culpa de nadie, así que a sonreír.

Pero también he tenido cosas buenas, he podido leer, empezar a estudiar de nuevo, replantearme en qué puedo mejorar, para ser más feliz. 

He podido pasar más tiempo con mi gordo, y aprender y disfrutar de el.

Y hacer autocrítica sobre lo que debo tener en cuenta para controlar la enfermedad y que ella no te controle a ti. Sea como sea, te duela, tengas diarreas, estés cansado, mandas tu.

No podemos dejar que el bichito dirigía nuestras vidas, no. Nuestra vida es nuestra y hay que mover el culete para dirigirla. No somos victimas, solo nos a tocado esto, hay que asumirlo y ser feliz, con lo que sea. Yo con mi niño, con mis amigos,con mis padres, con un libro, con un proyecto en mi cabeza. 

Da igual con que pero el bicho no manda.

Y si el fútbol ha sido mi gran decepción, hay personas que merecen un monumento, por estar ahí siempre. 

Mis padres, mejor no digo nada, para que, ejemplo de gobernar sus vidas en las malas, nunca están tristes y han tenido motivos.
Mi mujer, es más seca que la lija, pero está ahí, me cuida, me soporta, me ayuda, y sobre todo no deja que caiga en el victimismo me mataría, no hay excusas con ella, te ha tocado pues espabila y adelante. Ella es la única que hace que sea mejor.

Del enano poco que decir, solo con que exista me vale, mi mejor medicina.

Y los amigos, aunque nos veamos poco, se que están ahí, y con eso me llega, son cojonudos, y cuando no están ellos o mi niña, están mis recuerdos con ellos y esos son geniales, simplemente lo hemos pasado de…..

Así que tengo muchas cosas buenas, muchas, más que malas, así que el bicho tendrá que dejar de incordiar porque somos muchos contra el.

Ríndete bicho.

Busca la cosas buenas y manda a la mierda las malas, lejos muy lejos, lo primero es tu lucha con el bicho.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s